Bicentenario Batalla de Chiclana

Con motivo de la celebración el próximo 5 de Marzo del bicentenario de la Batalla de Chiclana o de la Barrosa, y dentro de las actividades conmemorativas del mismo, ha tenido lugar un acto de homenaje y reconocimiento al General Thomas Graham. En dicho acto se le ha dado su nombre a los jardines que rodea la Casa del Coto y se ha ubicado en la misma un busto, como recuerdo y reconocimiento de su heroico comportamiento en la citada batalla.

No puedo por menor que aplaudir la iniciativa y dicho homenaje, que considero totalmente adecuado y merecido, porque independientemente de las discusiones, opiniones y debates sobre la batalla y el comportamiento de los participantes, lo que parece fuera de toda duda es que por “locura”, “atrevimiento” o “valentía” el gran protagonista de la batalla principal, la que acaeció en el Cerro o Loma de Cabeza del Puerco y pinares aledaños, en la que se derroto un ejército francés superior en fuerzas y en la que las fuerzas aliadas, fundamentalmente británicas, se batieron como verdaderos héroes, fue el General Thomas Graham.

Tanto en aquella época como en la actualidad, se dan distintas versiones sobre el comportamiento de los protagonistas de la Batalla de Chiclana, se discute sobre su actuación y las consecuencias posteriores. Hoy sigue la controversia sobre si el General Lapeña abandono a Graham a su suerte o si actuó correctamente pues Graham debió cumplir con la orden de marcha que tenía de su superior, así como si se hubiera sido posible o no, un nuevo ataque el día siguiente, que hubiera podido conseguir una derrota total del ejército francés y el levantamiento del cerco de Cádiz.

Pero no parece justo, que por el afán de defender el papel jugado por los españoles en la batalla y de reponer el buen nombre o la actuación del General Lapeña, se olvide, silencie o menosprecien la actuación del protagonista principal, que no es otro que el General Graham.

Sigue leyendo